Please assign a menu to the primary menu location under MENU

Noticias

La importancia de la paz, la ecología y la salud como banderas de mi programa al senado

Colombia transita un momento de crisis y de mucha polarización, que nos invita a hacer una campaña donde el respeto por el otro, los argumentos y la razón sean superiores a los odios y pasiones para detener la violencia. Por eso mi compromiso va ser ayudar desde el Senado a consolidar el proceso de paz para que no vuelva más la violencia, y las generaciones presentes y futuras reciban de nosotros una sociedad en paz,  reconciliada y sostenible con el medio ambiente.

 

Durante mi campaña al Senado por el Partido Verde, N° 33 en el tarjetón, he sostenido que en mi compromiso como Senador apoyaré la implementación de los acuerdos de La Habana, porque es uno de los más importantes logros que se haya podido alcanzar en décadas de conflicto armado en el país. Para que seamos una sociedad reconciliada y en paz, tenemos que hacer un gran esfuerzo fiscal para invertir en el campo y en la producción agrícola sostenible, ya que el conflicto sobre la tierra fue una de las causas que desató la violencia en Colombia. Claro, haciendo un mayor énfasis en las millones de víctimas y familias desplazadas y expropiadas de sus tierras.

 

Así mismo, acompañaré al próximo gobierno desde el Senado en la política de erradicación acompañada de la de sustitución de cultivos de uso ilícito con un sistema bien articulado y estructurado de subsidios a los miles de familias que viven de éstos. Sólo la erradicación forzada sin los subsidios para las familias campesinas más pobres, y sin real inversión en infraestructura, no es suficiente para resolver el problema de sustitución de cultivos ilícitos en el país.

 

La protección y preservación del ecosistema y la biósfera es uno de los retos más inmediatos y fundamentales que tenemos como generación, si queremos impedir una crisis medioambiental que nos lleve a un desastre ecológico de grandes proporcionares que ponga en riesgo la vida misma en el planeta. Por eso vengo proponiendo en mi agenda programática, la necesidad de impulsar un proyecto legislativo con medidas contra el fracking que se ha convertido en una de las últimas amenazas graves contra la destrucción medioambiental, debido al impacto devastador que produce este método de explotación de recursos gasíferos y petroleros.

 

Al ritmo que vamos, con la política minera a gran escala extractivista, el uso de combustibles fósiles (petróleo, carbón), el acelerado agotamiento de recursos fundamentales para la vida misma como el agua, el aire, los bosques y la fauna, estamos contribuyendo, como lo han venido señalando estudios y estadísticas muy serias, al acelerado calentamiento global poniendo a la humanidad ad portas de una catástrofe de incalculables consecuencias. El reconocimiento de este grave diagnóstico sobre la vida en el planeta, nos compromete a trabajar denodadamente en la protección del ecosistema con medidas de carácter urgente, acompañadas de una amplia pedagogía en nuestras maneras de producir y consumir. La protección del medio ambiente y la vida en el planeta, es un imperativo ético que no admite vacilación.

 

El derecho a un sistema de salud universal, integral y de calidad, es igualmente una de las demandas más sentidas de la población de escasos recursos en Colombia. La crisis del sistema de salud por su acelerado proceso de privatización e intermediarios, entre las EPS, las ESEs, los hospitales y clínicas haciendo que el servicio se haya convertido en una fuente de riquezas para unas pocas empresas que han causado una deuda y desfalco al sistema de salud, que hoy el Estado ya no puede cubrir, implica una revisión a fondo del sistema para reformarlo o cambiarlo. Por eso he venido proponiendo volver a la red hospitalaria pública a partir de experiencias piloto en distintas partes del país para ir encontrando una solución integral del sistema nacional de salud que apunte a garantizar la universalidad del servicio. El acceso ágil y una garantizada atención que permita aumentar la salud y calidad de vida de la gente más necesitada, es una de mis principales prioridades de mi agenda legislativa.

 

Como candidato al Senado por la Alianza Verde, N° 33, considero que Colombia necesita nuevos liderazgos, gente joven en el parlamento que le devuelva la legitimidad al máximo órgano del poder legislativo. Necesitamos un cambio generacional y una renovación política del parlamento, que sea capaz de sacar adelante un proyecto de nación acorde con la importancia fundamental de la paz, sostenible ambientalmente, y que garantice el derecho y acceso a un sistema de salud de calidad en función de la población más necesitada, esa sería mi forma de aportar a construir una sociedad para la vida digna de la gente en Colombia.

La entrada La importancia de la paz, la ecología y la salud como banderas de mi programa al senado se publicó primero en Noticias Manizales.

Leave a Response