A más de 200 asciende el número de muertos por una masiva avalancha en el sur de Colombia, que además deja centenares de heridos y desaparecidos, informó este sábado la Cruz Roja Colombiana (CRC). (Leer “Cayeron piedras del tamaño de casas”).

“El último reporte son 206 personas fallecidas, 202 heridos, 220 desaparecidos, 300 familias afectadas, 17 barrios con mayor afectaciones y 25 viviendas totalmente destruidas”, dijo César Urueña, director de Socorro de la CRC, sobre la tragedia ocurrida la noche del viernes en el selvático municipio de Mocoa. (Video Tragedia en Mocoa: un invierno mortal).

Las fuertes lluvias que cayeron en Mocoa, Putumayo, en la madrugada de este sábado, ocasionaron un increíble aumento en el nivel de las aguas de los ríos Mocoa, Mulato y Sancoyaco. Las crecidas generaron una avalancha de lodo y piedras que arrasó con viviendas, vehículos y hasta puentes destruidos. El más reciente balance de la Cruz Roja reporta 176 personas muertas, 180 heridos, cerca de 200 desaparecidos y cientos de familias damnificadas por el devastador paso de la avalancha que afectó numerosos barrios, cerca de 17, pero fue más inclemente con San Miguel de Mocoa (barrio que prácticamente desapareció), Progreso, Laureles, El Libertador, San Fernando y San Agustín. (Lea: Mocoa, incomunicada por tierra porque la vía se dañó)

La situación en Mocoa, ciudad de unos 45.000 habitantes, es catastrófica y sin precedentes. La ciudad no tiene luz ni agua. A la zona han llegado poco a poco grupos especializados de rescate y cerca de 2.500 hombres de la Fuerza Pública y organismos de socorro atienden la emergencia. Desde la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD), que también viaja a la zona de la tragedia, solicitaron ayudas para los damnificados aunque aún no hay puntos para recolección de las ayudas. Los cuerpos están siendo acomodados en una morgue improvisada pues los hospitales están colapsados, a tal punto que estaría por declararse una emergencia hospitalaria. Se espera que mañana se haga un sepelio colectivo.

La Fuerza Aérea realizó un sobrevuelo sobre la zona, especialmente sobre las corrientes hídricas que causaron la emergencia, y descartaron que se pudiera presentar una nueva acumulación de agua. No obstante, como medida preventiva la Gobernación de Putumayo ordenó que fueran evacuados los barrios Guatipanga, Los Prados y Los Pinos.

 

FUENTE EL ESPECTADOR