Please assign a menu to the primary menu location under MENU

Barranquilla

Muertes por accidentes en vías se redujeron un 28% en Barranquilla

Las muertes por accidentes de tránsito se redujeron un 28% al cierre del año 2017 en Barranquilla, al registrarse 29 muertes menos que en 2016, según las cifras de la Secretaría de Tránsito y Seguridad Vial del Distrito.

Los reportes de la entidad indican que los conductores de motocicletas y los peatones, fueron los actores viales más vulnerables el año pasado en cuanto a víctimas fatales. Entre las 12 del mediodía y las 6:00 de la tarde, se presentaron el mayor número de muertes en accidentes de tránsito, siendo sábado y domingo, los días con una alta incidencia de estas eventualidades.

Dentro de las hipótesis de accidentalidad del 2017 que maneja la Secretaría de Tránsito está conducir un vehículo a la velocidad mayor que la permitida (causa que registró 29 víctimas fatales),  cruzar la vía sin tener la precaución de mirar de un lado a otro (hubo 23 víctimas por esta razón) y no respetar o acatar las señales de tránsito (21 conductores fallecieron por este motivo), según indicó la entidad.

Por otra parte, el  número de accidentes reportados el año pasado, también presentó una disminución del 7% con relación a 2016, mostrando 5.770 accidentes en 2016 a 5.358 en 2017, es decir 412 casos menos.

Fernando Isaza, secretario de Tránsito y Seguridad Vial del Distrito, indicó que la disminución se atribuye a las campañas que realiza la entidad en conjunto con otras dependencias de la misma, enfocadas a conductores, peatones y motociclistas que “son los actores viales más vulnerables”.

“A través de la campaña itinerante en diferentes centros comerciales y otros eventos realizados hemos llegado a 2.811 personas. En conjunto  con la Agencia Nacional de Seguridad Vial con la campaña ‘Usarlos salva vidas’, dirigida a motociclistas y peatones, se sensibilizaron a 1.575 personas lográndose una reducción en los índices de accidentalidad y muertes”, dijo Isaza.

Expertos opinan

Víctor Cantillo, experto en temas de movilidad, manifestó que las cifras presentadas al cierre del año son “una buena noticia y un avance significativo”, puesto que Barranquilla —sostuvo— en los últimos años el número de muertes venía aumentando sistemáticamente.

“Siempre que hablemos de salvar vidas hay que celebrarlo. El hecho de que hayamos tenido 29 muertes menos en 2017, marca un punto de quiebre para este 2018. Eso es importante y hay que reconocer los esfuerzos que se han hecho en este tema”, dijo Cantillo.

Agregó que si bien la ciudad tiene unos índices inferiores al resto del país en muertes por accidentes de tránsito, comparados con estándares mundiales siguen siendo números altos.

“La mayoría de los muertos son peatones y motociclistas, por lo que hay que considerar y enfatizar las políticas de seguridad vial a este sector. Siete de cada de 10 muertos en accidentes de tránsito es un motociclista o un peatón”, puntualizó Cantillo.

Por su parte Isidro Ruiz Estrada, consultor en seguridad vial, se mostró escéptico con las cifras presentadas por la entidad, puesto que asegura que el reporte oficial de las muertes por accidentes de tránsito u otro tipo de eventualidad, las entrega el Instituto Nacional de Medicina Legal en tres meses de haber culminado un año, con la publicación del Forensis (informe estadístico).

“Es irresponsable y ganas de desinformar a la gente, salir a decir que hubo reducciones en el número de muertes por accidentes de tránsito, cuando ni siquiera se tienen las cifras definitivas y oficiales de Medicina Legal”, dijo Ruiz, quien agregó que se debe esperar por lo menos 30 días de culminado el año 2017, tiempo establecido por la Organización Mundial de la Salud (OMS), para contabilizar el número de muertes por accidentes viales, porque en la mayoría de los casos el deceso no se produce en el acto, sino unos días después.

Explicó que sí la persona tuvo el accidente en noviembre (2017) y fallece en enero (2018), se contabiliza como muerto de noviembre. Hay dos formas de contabilizar las víctimas fatales —dijo—, una a través de la OMS que cuenta las personas que fallecen 30 días después de sufrir un accidente de tránsito. La segunda es por el Instituto Nacional de Medicina Legal que cuenta las fallecidas en el periodo de los tres meses después del evento.

ELHERALDO

Leave a Response